martes, 7 de agosto de 2012

Tutorial: Protege tu robot humanóide de las caídas y golpes

Es algo inevitable, por muy bien que tengamos el robot trimado o repleto de accelerometros y gyroscopios y tomemos todas las precauciones necesarias, nada puede evitar que el robot se vaya de morros al suelo en más de una ocasión.

Pero siempre se puede "limitar" los daños producidos por caídas (razonables), púes algunos de los kits humanóides del mercado, como por ejemplo el Robonova, RoboBuilder, Kondo 1&2, el Bioloid GP etc..., tienen muchas de las partes que forman el robot de material metálico, incluido los frames que aguantan los servomotores.

Esto incrementa el peso del robot, y por consiguiente la inercia y leyes de la gravedad, multiplican los deterioros en caso de caídas.

Limitar los daños (en la medida de lo posible) con material de "andar por casa" y de bajo coste, es relativamente sencillo, personalmente he optado por unos tacos de goma (originalmente pensados para poner debajo de los muebles y no rayar el parquet) y unos tapones de gomaespuma para los oídos muy útil para estos menesteres.




Los tacos de goma, me han servido también por ejemplo, para poner un par de ellos por la parte interior de las piernas del Bioloid GP en este caso, púes algunos movimientos de este ultimo, tiende a golpear ambas piernas en una secuencia de movimientos consecutivos para girar sobre si mismo como podemos ver en uno de los vídeos que he grabado al poco de tener el mencionado robot de la factoría Robotis, dichos tacos impiden que ambas partes se choquen en la realización del movimiento de giro sobre si mismo.

En definitiva, por poco más de 3 € (tacos y tapones incluido) podéis ahorrar a estos robots que bien merecen el insignificante desembolso, tener que reparar o lamentarnos de posibles daños ocasionados por los tropiezos habituales en estos bípedos y siendo sinceros, con lo que cuestan "no está el horno pá bollos"


No hay comentarios: